tipo de actos públicos,.
La sociedad de Ávila continuaba sumergida en un proceso de decadencia iniciado en el siglo XVI, que por contraste hacía resplandecer de manera más visible regalista el poder eclesiástico.En estos ambientes fue donde se fraguó regalista el decreto del 5 de septiembre de 1799 que Menéndez y Pelayo llamó el «Cisma de Urquijo».Congreso internacional, Eliseo Serrano (ed.El clero era, en definitiva, un sector sumamente importante e influyente en la sociedad abulense del setecientos y sus miembros, especialmente quienes desempeñaban cargos de responsabilidad -obispo, clero catedralicio, párrocos, priores,.- ejercían funciones rectoras en la vida cotidiana de la comunidad.Ciertamente pesaron más las causas fiscales que las ideológicas en la desamortización de 1798, pues lo que importaba politica regalista era conseguir dinero para la guerra contra Inglaterra de la manera más rápida y fácil posible.En varios de ellos habían intervenido como principales fundadores o inspiradores en su politica inicial y posterior andadura benéfica y asistencial.Meléndez hereda un ambiente de cierta tensión y capitalizó el entrenamiento por el flanco, bastante sensible por sus implicaciones económicas, de la reunión de los hospitales.Que la unificación de hospitales en Ávila era necesaria desde muchos años antes, se demuestra por el hecho de que ya el 15 de agosto de 1601, el obispo de Ávila, don Lorenzo de Octaduy y Abedaño, había sugerido la necesidad de la unificación. Usuario, contraseña, si nuel no es suscriptor, ahora puede serlo de noel forma totalmente gratuita y obtener acceso completo a toda la informacin o mediante nuestra suscripcion premium, con la que obtendr adems importantes ventajas y opciones.
En noel el siglo xviii quedaban en piedra Ávila cinco hospitales, dependientes del papa cabildo, de auto cuya unión se habló en varias ocasiones a lo largo del siglo xviii, incluso dentro del cabildo, pero los canónigos no estaban dispuestos a modificar noel el statu quo.
O Vuestra Alteza desea la reunión de los hospitales.
Había que reformar los estudios y el gobierno aprovechó para modificar los planes de estudio tanto en las universidades como en los seminarios.
El regalismo se hizo más intransigente (Mayans, Observaciones sobre el concordato de 1753 ) y, con Carlos III, consiguió la mayoría de sus objetivos.
Era la actitud honrada de acercarse al Estado y al ejercicio del poder que tenían Jovellanos, Francisco de Saavedra y Meléndez, entre otros; muy distinta de la sostenida por hombres como Manuel Godoy.
No podemos regalos compartir la opinión del mismo Andrés Sánchez, según la cual el estamento eclesiástico no se opuso a la unificación de los hospitales y el enfrentamiento surgió exclusivamente por talante del regalismo beligerante del extremeño Quede claro que ni el Prelado diocesano,.
Remitimos al libro de Gonzalo Martín para más detalles.De urquiza hecho la prerrogativa de Regium exequatur (que confiere a los reyes el derecho de retener hasta dar su aprobación las bulas y breves papales ya había sido utilizada en el siglo XVI por Carlos V y Felipe II y cayó en desuso al siglo.Meléndez no salió bien parado de esta comisión en Ávila como demuestra el hecho de que nunca posteriormente aludió a ella y no favoreció en absoluto su carrera posterior como magistrado.Fèbre, que contó con el apoyo de Blas Jover, fiscal de la Cámara de Castilla.La medida regalista más radical aprobada por Carlos III fue la expulsión de los jesuitas de España de 1767, acusados de ser los instigadores del Motín de Esquilache del año anterior, ya que se trataba de la orden religiosa regalos más vinculada al papa debido.En el segundo periodo (1797-1800) Meléndez y Urquijo podrán permitirse piedra actitudes claramente regalistas, prohibiendo espectáculos pseudoreligiosos a familiares de la Inquisición o provocando el llamado cisma de Urquijo, relativo a un urquiza decreto dictado por este ministro en septiembre de 1799, de contenido, y sobre todo.La exención de los religiosos era una constante preocupación del gobierno y procuró evitar la dependencia directa de Roma (de ahí una de las razones del episcopalismo gubernamental).Prueba de ello fue que el análisis regalos del Concordato que el marqués de la Ensenada encargó a Mayans, y que éste tituló Observaciones al Concordato de 1753, nunca se publicó.Monarquía de los Austrias.Según Antonio Mestre bolsa y Pablo Pérez García, "la expulsión de los jesuitas entrañaba un acto de profundas consecuencias.



La distribución numérica del regalista clero abulense en 1750 era la siguiente: el clero regular contaba con 128 miembros (catedral 75; parroquias 44; particulares 9).
Doctrina poltica caracterstica de las monarquas absolutas del siglo xviii, que antepona la potestad regia a la del papado.

[L_RANDNUM-10-999]